El voto del encanto

Es frecuente escuchar entre ciudadanos interesados en política el comentario, malintencionado o no, de que el voto a UPyD es un voto procedente del desencanto, del hastío. Como si únicamente votaran a UPyD aquellos que se han resignado, o que desde el enfado con los partidos tradicionales deciden votar a una formación diferente.

La realidad es diferente: aquellos que conocen a UPyD y sus propuestas, que escuchan a sus afiliados y candidatos y  se dejan llevar por la Marea Magenta; recuperan el entusiasmo por la política, y depositan el voto con orgullo. Y votar con orgullo no es algo baladí, es señal inequívoca de que el el voto representa una magnífica identificación entre ideas y valores personales, y políticos; y que por fin se ha encontrado una formación sin contradicciones que representa el sentido común y la coherencia. Por todo ello, más que nunca, el voto a UPyD es el #votoutil